miércoles, 24 de agosto de 2011

El juego de la silla

¿Quién no recuerda ese juego de niños, en el que girábamos alrededor de las sillas al son de la música y nos sentábamos cuando ésta dejaba de sonar…?

Pues bien…Anoche, a mi Señor se le ocurrió jugar con Su perra a este juego…A Su versión de este juego…


Puso una silla en el centro de la estancia. Me ordenó subirme en ella de rodillas e inclinarme sobre el respaldo de ésta, donde me ató los brazos, dejándome totalmente expuesta, indefensa y a Su merced, como a Él le gusta.

En esta especial versión del juego, mi Amo era el que giraba alrededor de la silla. Lo hacía con parsimonia y en silencio, dándose golpecitos con la fusta en la palma de la mano. Parándose de vez en cuando a observarme durante unos segundos, rozando mis nalgas con ella…un leve roce que me cortaba el aliento…para luego continuar con su paseo alrededor de mí.

Sabe cuánto desconcierto me causa ignorar lo que va a ocurrir…Intuye cuánto me excita y Se recrea…

Cuando mi Señor volvió a rozármelas por tercera vez, mi coño ya empezaba a inundarse. La punta de Su fusta se paseaba por mis nalgas haciendo pequeños dibujos imaginarios…

De pronto, un sonoro fustazo en la nalga izquierda me hizo tambalearme en la silla y a ese siguió otro en la nalga derecha.

Con solo dos fustazos, las primeras gotas de mi deseo comenzaron a derramarse tímidamente por mis piernas. Recorrió con la fusta la cara interna de mis muslos hacia arriba, en dirección a mi coño, como si quisiera devolver mis fluidos a su lugar de origen. Dio media vuelta y se paró delante de mí mostrándome el extremo húmedo y brillante. Entreabrí la boca y saqué la lengua esperando a que la limpiara en ella como había hecho otras veces, pero no lo hizo…

Me agarró del cabello tirando de mi cabeza hacia atrás y si previo aviso, me clavo Su polla hasta la garganta…Solo dos embestidas…dos profundas y brutales embestidas. Luego volvió otra vez a situarse otra vez detrás de mí…

Esta vez fueron cuatro fustazos, dos en cada nalga, y acto seguido, volvió a ponerse delante, me agarró del cabello y volvió a clavarse bruscamente en mi garganta cuatro veces.

Fue repitiendo este ciclo, aumentando en cada uno el número de azotes y de embestidas en mi boca. No sé a cuantas llegó…Solo sé que mis nalgas ardían…que mi coño era un río…y que no paró hasta que mis jugos habían empapado el asiento de la silla y totalmente fuera de mí, le pedí a gritos que me follara…

Metió Sus dedos de golpe en mi coño arrancándome un gemido y hurgó en mi interior como solo Él sabe hacerlo. Al límite de mi resistencia, no tardé en suplicarle que me permitiera correrme. No dijo nada. Paró de golpe impidiendo que pudiera estallar…dejándome al borde de la locura…

...Entonces sentí el roce de Su cinturón deslizándose por mi cuello. Metió el extremo por la hebilla y lo dejó sobre mi espalda. Colocó Su polla entre mis castigadas nalgas y se clavó en mí sin miramientos, tirando con fuerza del extremo del cinturón, a la vez que me decía…“Ahora sí puta yegua…vamos…ahora síiiii…”

Y cuando aun me recorrían los últimos espasmos, mi Amo se retiró de mí, se acercó a mi oído y me susurró…”Aun no ha parado la música putita…”



Dulce {Adriano}


lunes, 22 de agosto de 2011

Las botas de mi Amo

Desde siempre he sentido una irresistible atracción, entre otros fetiches, por las botas masculinas…



Mi Amo no las suele llevar muy a menudo por cuestiones de trabajo, pero cuando las lleva, me gusta arrodillarme y poner mi frente o mi mejilla sobre ellas. A veces mi Señor me deja lamerlas…y entonces lo hago tan apasionadamente, como si la piel de Sus botas fuera la de Su mismísima polla…
Por eso cuando aquella tarde Lo vi aparecer calzado con ellas, mi primer impulso fue arrodillarme a Sus pies y suplicarle que me dejara besarlas…Nunca suele negarme ese placer si se lo pido de la forma correcta…Pero aquel día obtuve un seco y rotundo “No”.

Confusa, rebobiné en mi cabeza toda la escena buscando qué había hecho mal… ¿Quizás fui demasiado impulsiva?… ¿O quizás no supliqué lo suficiente?…Quizás…

-       “Tiéndete en el suelo y abre las piernas, puta...”-  la voz de mi Amo me sacó de golpe de mis pensamientos…- “Las manos en la nuca…”




Me coloqué como mi Señor me había ordenado, todo lo rápido que pude. Desde el suelo, la figura de mi Amo allí de pie mirándome, parecía aún más imponente. Sentí una oleada de fluidos que comenzaba a humedecer mis bragas…

Se dio media vuelta y desapareció por la puerta dejándome allí tendida y excitada...Volvió a los pocos minutos con una silla que colocó entre mis piernas y en la que se sentó tranquilamente a observarme…

-       “¿¿Ya estás mojada, zorra?? – dijo rozando con la punta de Su bota, la evidente mancha de humedad de mis bragas…

El leve roce me hizo estremecer y el “Si…mi Señor…” salió de mi boca como leve gemido…

-       “No sabes mantener un solo segundo el coño seco…No sabes controlar tu puto coño delante tu Amo…”

La punta de Su bota jugueteaba entre mis piernas, recorriendo mi coño de arriba abajo por encima de mis bragas cada vez más empapadas…Mis caderas comenzaron a elevarse inconscientemente buscando más…

-       “¿Te gusta, ehhh puta…?”

Dejó de rozarme con la punta, para comenzar a presionar con la suela de Su bota. Una nueva riada de jugos se desbordó de mi coño. Todo mi cuerpo se retorcía en un baile loco mientras mi Amo, impasible, pisaba mi coño desde Su asiento, como si fuera una colilla, bajo una lluvia de improperios…

Al límite de mi resistencia, Le supliqué…Le imploré que me permitiera correrme…

-       “Diosssss…que puta eres…” – me dijo presionando mi coño con más fuerza y haciendo que me corriera bajo su pie, entre violentos espasmos…

Cuando al fin cesaron los temblores y abrí los ojos, vi que mi Amo se estaba desatando las botas…

-       “Quítate las bragas, zorra…Aun no hemos terminado…”


Dulce {Adriano}

viernes, 19 de agosto de 2011

I'm into you...

Navegando por la red he encontrado este vídeo que me ha sorprendido gratamente…Una Diva como Jennifer López, le canta a ese sentimiento tan hermoso y puro, como es el de la entrega...

 “…Me tienes y no pude defenderme,
lo intenté, pero tuve que rendirme
Tu estrella me tiene hechizada,
no me dejaste otra opción que darme por vencida…

(ahora) es demasiado tarde…”



Dulce {Adriano}

miércoles, 17 de agosto de 2011

Bufffffff...

A veces no se encuentran las palabras capaces de expresar lo que uno siente…Y como una imagen vale más que mil palabras, creo que esta representa acertadamente como me siento hoy…





...Como si me hubiera pasado un tren de mercancías por entre las piernas…


Mi Señor, muchas gracias…Tú ya sabes por qué…

Dulce {Adriano}

domingo, 14 de agosto de 2011

Vamos a jugar a un juego

Queremos en primer lugar dar las gracias a los amigos de BDSMWorld (http://directorio-blogs-bdsm.blogspot.com/) por elegir a nuestro pequeño rincón para comenzar esta sin duda apasionante historia, que iremos construyendo poco a poco con la ayuda y la imaginación de nuestros amigos bloggeros.

Partiendo de unas pequeñas premisas que os adjuntamos a continuación, el rumbo que tomen nuestros dos protagonistas, es cosa vuestra…

Las premisas son las siguientes:

·         Los protagonistas son Eva y Pablo y están en una cafetería.

·         Cinco blogs se encargarán de escribir el 1º capítulo. Cada uno de esos cinco elegirá dos blogs para que escriban su versión del 2º capítulo. A su vez cada uno de los dos blogs, elegirá a otros dos para escribir el 3º, y así sucesivamente hasta tener un total de cinco capítulos.

Para la continuación del 2º capítulo, hemos elegido a dana (http://pleasureshelter.blogspot.com/) y a El Señor de la Mansión (http://mansiondelaluz.blogspot.com/).

Este es nuestro 1º capítulo, al que hemos llamado:

EL ENCUENTRO

Después de varios meses hablando por el chat, por fin había llegado el día…El día de tocarla, de azotarla, de usarla…de disfrutar en sus carnes de la entrega de Eva, su sumisa…de comprobar en persona, que aquella putita le pertenecía…



Habían quedado en una céntrica y conocida cafetería de la ciudad, muy de moda,  que se encontraba en una amplia avenida repleta de tiendas de grandes firmas. Como era de esperar, estaba llena de gente. Desde la puerta, Eva  buscó a Pablo con la mirada…
Pablo la observaba desde su mesa. Paseó lentamente sus ojos por aquel cuerpo, mucho más hermoso en persona que en las fotos que ella le había enviado, y  que era suyo…completamente suyo…

Intentó controlar una erección inminente, respiró hondo y le hizo un leve ademán con la mano para que se acercara a la mesa…

-         “Hola perrita. Puedes sentarte…”

Al oír su voz, Eva se estremeció. Su voz…esa voz que tantas veces había oído al teléfono, ahora en persona sonaba aun más cálida y profunda.
El simple saludo fue suficiente para que las piernas de Eva temblaran y su coño empezara a mojarse. Se agarró a la mesa intentando recuperar el control de sus piernas…

-         “¿No me has oído perrita…? Siéntate…”

-         “Si Señor, perdón…”- contestó haciendo grandes esfuerzos por flexionar sus piernas para tomar asiento…

-         “Bien…Ahora separa las piernas y aparta las bragas a un lado. Mete tres dedos y déjalos ahí de momento. Podrás sacarlos cuando te diga…”- le ordenó con toda la naturalidad del mundo…



Eva obedeció al instante. Le daba igual estar en un sitio público y rodeada de gente. Lo hacía cada vez que Él le ordenaba algo. No podía evitarlo…no quería…

Pablo llamó a uno de los camareros, que acudió con premura a la mesa. Cuando el joven se acercó, el primer impulso que sintió Eva fue el de retirar la mano de entre sus piernas, pero sabía que no debía hacerlo hasta que su Amo se lo ordenara.

El camarero no tardó en regresar con los dos cafés que Pablo había pedido. En cuanto se dio la vuelta para alejarse, Pablo le dio la orden a Eva….

-         “Ahora perrita…Sácalos y lámelos…lame tus jugos y dime a qué saben…”

Una enorme punzada martilleó su coño, que comenzaba a fluir sin control empapando sus bragas…

-         “A perra en celo, Señor…”

-         “Seguro que ya tienes las bragas empapadas… ¿Me equivoco perrita?”

-         “No…Señor…”

-         “Quítatelas y dámelas. A partir de ahora irás siempre sin bragas. ¿¿Lo has entendido perra??”


-         “Si Señor…”- le dijo mientras le acercaba la mano con la bola de encaje negro que era ahora sus braguitas…

-         “Mmmmm…están empapadas… ¿Esto te excita, verdad zorra?”

-         “Si…Señor…mucho…”

La tomó de la barbilla y clavó sus ojos en los ojos de Eva…

-         “Lo suponía. Eres tan zorra que no puedes evitarlo. Seguro que mi putita está deseando correrse…”

Una nueva oleada de fluidos invadió su coño, que ardía y palpitaba entre sus piernas implorando ser follado…

-         “Siiii…Señor…por favor…”

-         ”Pues tu Amo hoy te lo va a permitir…Pero lo harás aquí, delante de todos. Eres una puta, y las putas como tú se corren en cualquier sitio. Quiero que empieces a contraer tu coño como te he enseñado…¡¡Vamos puta, obedece!!”

Tímidamente, Eva comenzó a contraer y relajar su coño, para ir aumentando la velocidad poco a poco a medida que su excitación crecía, mientras Pablo, mirándola fijamente a los ojos, le susurraba todas aquellas palabras que la hacían enloquecer y abandonarse…

Hacía tantos días que su Señor no le permitía correrse…Tantas veces la había puesto al límite de su resistencia sin dejarla estallar, que apenas pudo aguantar…




Una violenta sacudida le recorrió la espalda y estalló entre sus piernas empapándole los muslos…Entrecerró los ojos y se mordió el labio inferior intentando ahogar los gemidos…Cerró las piernas  y se agarró a la mesa, que tembló a la vez que su cuerpo…
Solo cuando cesaron los espasmos, se dio cuenta de lo que había hecho…¡¡Se había corrido sin pedirle permiso…!!

Abrió los ojos y encontró los de Pablo clavados fríamente en ella…

Pablo la miraba fijamente. Con su polla a punto de reventar dentro de su pantalón, se hubiera lanzado sobre ella allí mismo…Pero aquella zorrita había desobedecido sus órdenes…y tenía que demostrarle quien mandaba allí…

Y allí el puto Amo, era él…

 Amoysumisa



miércoles, 10 de agosto de 2011

A Ti, mi Amo...



A Ti que Te has convertido en la sangre de mis venas, en el aire que respiro...que has invadido mi mente, mi alma y mi cuerpo haciéndome Tuya, completa y desesperadamente Tuya como nunca fui de nadie…
A Ti que me haces reír, que me haces llorar, que me haces pensar, que me haces gozar…que me haces sentir especial y única…que me engrandeces cuando me sometes…que has sabido sacar de mí lo que ni yo sabía que poseía…que me haces crecer como sumisa y como persona…

A Ti que me cuidas, me mimas y me respetas aun cuando me humillas, porque tanto Tú como yo, sabemos que forma parte de nuestra excitación…

A Ti que Te has ganado a pulso mi entrega con Tu paciencia…que me guías con mano firme en nuestro camino…que me ayudas a levantarme cuando caigo…que no me cuestionas, que entiendes mis errores y Te muestras justo en Tus decisiones...

A Ti que confías en mi…que crees en mí, en mi sumisión, en mi entrega…que me lees como un libro abierto…que ves través de mí como si fuera de cristal y sabes lo que siento y lo que necesito en cada momento…

A Ti que me permites decir todo lo que pienso, expresar abiertamente mis opiniones, mis dudas, mis miedos, mis deseos…A Ti, que aun siendo Tuya, me permites ser yo…

A Ti que eres mi Dueño, mi amigo, mi confidente, mi maestro, mi guía, mi amor, mi vida… A Ti que me completas, que superas todas mis expectativas…que ni en mis mejores sueños, imaginé pertenecer a alguien como Tú, mi Señor…

Te quiero…
Eternamente Tuya…

Dulce {Adriano}


sábado, 6 de agosto de 2011

Pronto...



Pronto…

Estaré de nuevo a Tus pies,

donde deseo estar, donde soy feliz…


Y volveré a ser Tu niña mimada,

Tu esclava, Tu puta sin remedio,

Tu perra sumisa…


Pronto…muy pronto mi Señor…



Te quiero y Te espero…

Dulce{Adriano}

lunes, 1 de agosto de 2011

Mea culpa

video



Mi Señor soy culpable…

Culpable de pensarte sin descanso,

de amarte,

de adorarte,

de desear ser Tuya,

desesperadamente Tuya…


Y como toda culpa conlleva una penitencia,

la mía es la angustia de Tu falta,

es el dolor de Tu ausencia…


 Dulce{Adriano}